Creer es crear, tú puedes cambiar tu mente

Creer es crear, tú puedes cambiar tu mente
Comparte

Somos lo que pensamos y está en cada uno elegir entre seguir viviendo en la ignorancia o decidir ser responsables de nosotros mismos. Creer es crear, tú puedes cambiar tu mente.

Nuestra misión en la vida es ser creadores, lo que crees, lo creas. Creer es crear de la nada otra realidad, es caminar hacia adelante y crear el siguiente escalón sobre el vacío.

“Creer es crear, es un grito rasgado, una llamada a despertar a la Sabiduría Perenne, a descubrir que todo aquello que calificamos de normal es cuestionable porque ha sido pre-fabricado”. Santiago Pando

Así como muchos atribuyen este concepto a los mayas, otros se lo asignan a Marco Aurelio que decía: “Nuestra vida es lo que nuestros pensamientos crean”.

La primera de las leyes de la filosofía védica, es la ley del mentalismo, que dice que “todo es mental, todo lo que existe primero ha sido pensado”. O sea, debemos cuidar nuestros pensamientos ya que nosotros mismos creamos nuestra realidad.

Cambia el modo de ver la vida

La vida es según la miramos. Cambiando el modo de percibir las cosas, estas cambiarán de forma. Nuestros pensamientos y emociones tienen la fuerza suficiente para cambiar nuestra realidad.

Lo que decían los mayas es lo mejor que le puede suceder a la humanidad porque está provocando un masivo despertar de la consciencia.

Para renacer, debemos dejar de ser seres racionales y temerosos y convertirnos en seres llenos de luz conectados al amor y reconectarnos unos con otros. Solo el amor puede unir lo que el miedo separó.

Una famosa frase atribuida por algunos a Buda y por otros a Mahatma Gandhi, dice: “Vigila tus pensamientos, porque se convierten en palabras; tus palabras, porque se convierten en actos; tus actos, porque se convierten en hábitos; tus hábitos, porque se convierten en carácter; tu carácter, porque se convierte en tu destino”.

Vivimos dentro de un sistema de creencias muchas veces impuestas por la sociedad y otras, heredadas de nuestra familia. Por ende, somos la consecuencia de todas ellas y así creamos la propia historia basada en conceptos mentales que no nos pertenecen.

Creer que no vamos a poder superar los obstáculos, seguramente hará que esto suceda porque estamos creando esa realidad. Somos nosotros los que les damos valor a las propias emociones si nos consideramos inútiles e incapaces de tomar decisiones. Lo cierto es que estas creencias hacen que nuestras células vibren en una baja frecuencia y con ellas  estaremos construyendo nuestra vida.

Vivir el presente

Al mirar al futuro con la esperanza de encontrar algo distinto nos perdemos el momento presente, aquí y ahora, que es el único sitio donde está la vida. Cuando pienso que “yo soy así y no lo puedo evitar”, estoy cómodo en mi zona de confort y me convenceré de que las cosas se van a arreglar solas.

Seamos conscientes de lo que estamos haciendo aquí y ahora, sea lo que fuere, y pongamos en ello toda nuestra atención con la intención de estar presentes; el patrón mental de infelicidad se disolverá porque no buscamos otro fin.

Para lograr la plena consciencia, hay que desarrollar un gran trabajo y ejercer mucha fuerza de voluntad lo que también implica desaprender ciertos hábitos y aprender otros más saludables.

“Todo lo que somos es el resultado de lo que hemos pensado. Si un hombre habla o actúa con astucia, deviene el dolor. Si lo hace con un pensamiento puro, la felicidad lo sigue cual sombra que nunca lo abandona”. Siddharta Gautama 

Cómo cambiar la mente

La visualización creativa es una técnica en la que a través de imágenes mentales y físicas materializamos nuestros deseos. Comprometiéndote con ello podrás comprobar por ti mismo el poder de tu mente y la forma de mirar la realidad.

El instrumento más poderoso que posees es tu imaginación. Tu mente no distingue entre realidad e imaginación, simplemente crea lo que tú decretas y lo que crees.

El interruptor que activa el cambio es la voluntad, porque esta traerá una nueva información. Lo conveniente es saber qué es lo que uno quiere.

“Cambiar es pensar de forma más amplia, trascender tu propio entorno. Es conectarte a un sueño, a una idea que ya existe en el campo cuántico de posibilidades. Es creer en ese futuro cuando todavía no se puede percibir con los sentidos”. Joe Dispenza

Este pensamiento nos lleva a entender que somos artífices de nuestro propio destino. Algunas veces tendremos que poner mayor empeño y otras, no tanto. Todo lo que nos propongamos ser y crear lo haremos siempre con respeto, sin dañar a otro.

Querer, creer, crear… ¡es todo lo que necesitas!


Isabel Quesada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *