Meditación. 5 minutos al día pueden cambiar tu forma de ver el mundo

Meditación. 5 minutos al día pueden cambiar tu forma de ver el mundo
Comparte

La meditación es considerada una práctica ancestral, la cual ha venido ganando gran aceptación en este lado del mundo desde hace algunos años. Eso se debe a sus grandes beneficios físicos, mentales y por supuesto espirituales. Estos tiempos que vivimos no son nada fácil.

El estrés, la rutina laboral, nuestra relación con otros y con nosotros mismos. Muchas personas utilizan la práctica de la meditación como un escape para todos los conflictos que viven en el día a día. Razón por la cual está creciendo más el número de personas que la practican con el fin de cambiar sus hábitos de vida.

No es necesario ser todo un maestro en el arte de la meditación, solo necesitas unos minutos al día para poder lograr tus objetivos. Aquí nosotros te contaremos lo necesario para que puedas comenzar a cambiar el mundo, desde ti.

Descubre el universo a través de la meditación

Meditación, Solo 5 minutos al día pueden cambiar tu vida por completo

Como toda tarea la meditación requiere de disciplina, al inicio no es fácil, sin embargo, con algo de constancia puedes lograrlo. Una vez que empieces a realizarla de forma regular, te aseguro que no pararas, gracias a sus grandes beneficios.

Beneficios de practicar meditación a diario

En lo personal lo mejor de meditar, es la forma como empieza a cambiar tu percepción del mundo. Comienzas a percibir la vida de una forma diferente, con mucha más sabiduría. 

Podría pasar el día entero hablando de todos los beneficios que posee la práctica de la  meditación, sin embargo, solo quiero concentrarme en los más importantes. Aquellos que sentirás una vez que inicies esta actividad.

Todos somos víctimas del estrés, sin embargo, las personas que meditan a diario, sienten como este no les afecta en lo absoluto. Debido a que su mente empieza a tener una visión diferente de lo que sucede a su alrededor. Es como si te volvieses inmune a la situaciones negativas. No es porque no te sucedan, sino por el hecho de comenzar a percibir la vida de una forma más consciente. Lo que hace una gran diferencia.

Nuestra salud física empieza a mejorar. Esto se debe a que nuestro sistema inmunológico se activa de una forma positiva. Quizás se debe al hecho que empiezas a preocuparte menos por lo que sucede a tu alrededor. La actitud que empiezas a tomar de la vida hace un gran cambio interno. Esto es en todos los sentidos, no es un secreto para nadie que muchas de las enfermedades que sufrimos tienen una raíz emocional. Nuestro cuerpo las usa como una forma de gritarnos que debemos cambiar la rutina.

Por tal motivo, una vez que inicies la práctica  de la meditación. Comenzaran en ti cambios que se verán reflejados en tu salud física y por su puesto emocional. Si eres de los escépticos, te invito a que la practiques así sea por un mes, sin dudarlo, comenzaras a sentir los cambios.

Uno de los beneficios más contundentes de la meditación en nuestra vida, es la mejora de la capacidad de concentración. Si el habituarnos a realizar unos minutos de meditación a diario, nos ayuda a concentrarnos mejor en nuestras tareas diarias. Incluso a concentrarnos también en nosotros mismos. Otro beneficio que salta a la vista es nuestra forma de ver la vida. Comenzamos a desarrollar pensamientos positivos, lo que nos ayuda a mejorar cada día más, a no ahogarnos en nuestros problemas; sino a buscarles solución de forma asertiva.

Un lugar tranquilo, una mente tranquila

7 tips para iniciar la meditación desde casa

No necesitas ser una maestro en la materia para empezar a meditar. Tampoco requieres de horas al día para hacerlo. Solo debes encontrara el momento ideal para ti. Un momento de tranquilidad y quietud, esto es muy importante en el inicio, ya luego veras como va surgiendo en ti la necesidad de continuar y lo harás prácticamente en cualquier lugar.

Ropa cómoda

Un factor importante que debes considerar al momento de meditar, es la ropa. Está debe ser lo más cómoda posible. En lo particular, se recomienda que sea de colores claros. Esto es debido a que los colores representan energías, así que lo ideal es que sean o blancas o de colores claros.

El lugar

Si eres principiante lo mejor es que busques un lugar tranquilo. Puedes optar por tu habitación, un jardín o incluso la orilla del mar. Lo importante es que no tengas interrupciones mientras estás meditando, ya que debes estar concentrado en la actividad que vas a realizar.

La postura y respiración

La meditación debe ser realizada de forma correcta, y para ello requieres de la postura idónea. Donde quieras sentarte es tu propia elección, comúnmente se hace en el piso en la famosa posición de flor de loto. Hay quienes también la practican sentados en una silla o simplemente acostados en el piso. Lo importante a decir verdad, es que estés cómodo con la espalda recta, hombros y brazos relajados.

Otro factor de suma importancia dentro de esta práctica, es la respiración. Esto es algo que debes considerar al momento de realizar meditación. Lo que se recomienda es inhalar por la boca y exhalar por la nariz. Llenando tu caja toráxica de oxígeno. Aunque no lo creas la gran mayoría de nosotros no sabemos respirar, si esa es la verdad. Solo tomamos aire para mantenernos vivos, pero respirar, no lo hacemos.

El respirar va más allá de simplemente tomar aire por la nariz. Cuando realmente respiramos, llenamos nuestros pulmones por completo de aire y lo expulsamos por completo. Este se desarrolla con la práctica de la meditación. Otro punto a favor para iniciarla cuanto antes.

Concentración

Ya mencionamos anteriormente que la meditación nos ayuda a mejorar nuestra capacidad de concentración. Por tal razón es sumamente recomendada para las personas que padecen de Déficit de Atención. Cuando meditamos nos debemos concentrar en un objeto o en nuestra propia respiración.

Esto es lo más recomendado cuando se es principiante. Luego podrás hacer una meditación más avanzada y realizar un escáner corporal, pero eso es con el tiempo. La practica hace al maestro.

Pensamientos

Cuando estamos empezando el arte de la meditación, es muy normal que mientras nos concentramos, empiezan a surgir muchos pensamientos a nuestra mente. Es normal y no puedes negarlos, por el contrario debemos aceptarlos. 

Al meditar debemos aceptar nuestros pensamientos, emociones y sensaciones corporales. Sin eliminar ni modificarlos, por el contrario debemos aceptarlos y sanarlos. Esta es la manera que tu mente y tu alma tienen para decirte lo que requieres escuchar. Acéptalo y amalo.

Tiempo

No necesitas empezar a meditar una hora. Es importante ir con calma, lo ideal es empezar con un minuto. Quizás te parezca muy poco tiempo, pero para un principiante es una eternidad. Luego ya puedes ir agregando tiempo a medida que vayas haciéndolo más seguido, luego verás que estarás una hora en meditación, sin ni siquiera notarlo.

Constancia

La constancia hace al maestro, debes aprender a crear una rutina diaria para meditar. Al inicio puede ser algo difícil, sin embargo, con el tiempo podrás llegar a niveles de conciencia elevados.

Eleva tu nirvana

Nirvana. El nivel superior de Conciencia

Al meditar, tu cerebro se encuentra en un grado de conciencia elevado. Muchos maestros yoguis  consideran que el meditar constantemente puede elevarte a un grado de nirvana. Este es un grado supremo de éxtasis, o liberación, el cual se da como resultado de la búsqueda espiritual.

Para muchos maestros budistas el nirvana, es llegar a un estado perpetuo de gracias, lo que se puede interpretar como una forma de superación del Karma. Aunque cueste creerlo, esto se llega a través de la meditación. Para los maestros es esta la herramienta para recorrer el camino para llegar al nirvana, lo cual es considerado el último paso por alcanzar.

Elaina Mirabal.- Reencontrarte.com .-


Elaina Mirabal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *